El artículo 117 del Reglamento General de Circulación: Todo lo que debes saber

El artículo 117 del Reglamento General de Circulación es una normativa que establece las normas y obligaciones para los conductores en relación con los peatones. En este artículo se recogen una serie de puntos fundamentales que todo conductor debe conocer y respetar para garantizar la seguridad vial.

En primer lugar, se establece que los conductores deben ceder el paso a los peatones cuando estos crucen la vía por los lugares habilitados para ello, como pasos de peatones o zonas señalizadas. Además, se prohíbe estacionar en los pasos de peatones y se establecen sanciones para aquellos conductores que no respeten esta normativa.

Asimismo, se establece la obligación de los conductores de extremar la precaución al aproximarse a zonas donde haya peatones, reduciendo la velocidad y estando siempre atentos a su posible presencia.

Reglamento General de Circulación: Normas de regulación.

El Reglamento General de Circulación es un conjunto de normas que busca regular y ordenar la circulación de vehículos en las vías públicas. Estas normas son imprescindibles para garantizar la seguridad vial y evitar accidentes.

Uno de los aspectos más importantes del Reglamento General de Circulación es la regulación de la velocidad. Esta normativa establece límites de velocidad en diferentes tipos de vías, como autopistas, carreteras convencionales y zonas urbanas. Es fundamental respetar estos límites para evitar situaciones de riesgo y mantener la fluidez del tráfico.

Además de la velocidad, el reglamento también regula otros aspectos relacionados con la circulación, como la prioridad de paso. Según esta normativa, los conductores deben ceder el paso a aquellos vehículos que tengan prioridad, como los que circulan por una rotonda o los que se encuentran en una vía principal.

lll➤ Leer más:  Te pueden embargar un coche viejo, ¡descubre cómo evitarlo!

Otro punto importante es la señalización vial. El Reglamento General de Circulación establece una serie de señales que indican a los conductores qué deben hacer en determinadas situaciones. Estas señales son fundamentales para mantener el orden en la circulación y evitar confusiones entre los conductores.

En cuanto a la documentación necesaria, el reglamento establece que los conductores deben llevar consigo el permiso de conducir, así como la documentación del vehículo, como la tarjeta de inspección técnica y el seguro obligatorio. Estos documentos son imprescindibles para poder circular de manera legal y evitar sanciones.

En relación a los peatones, el reglamento también establece normas que deben seguir, como cruzar la vía por los lugares habilitados para ello y respetar los semáforos y pasos de peatones.


Es fundamental que tanto los conductores como los peatones conozcan y respeten estas normas para evitar accidentes y garantizar la seguridad de todos.

Conductores de vehículos prioritarios pueden omitir normas de circulación

¡Hola a todos! Hoy vamos a hablar de un tema interesante y, a veces, controversial: los conductores de vehículos prioritarios y su capacidad para omitir las normas de circulación. ¿Alguna vez te has preguntado por qué esos vehículos de policía, ambulancias o bomberos parecen sentirse por encima de las reglas de tráfico? Bueno, déjame contarte un secreto: ¡lo están! Pero no te preocupes, no es tan injusto como parece.

En primer lugar, debemos entender qué significa ser un conductor de vehículo prioritario. Estos profesionales tienen la importantísima tarea de garantizar la seguridad y el bienestar de todos nosotros. Su trabajo implica responder rápidamente a emergencias, ya sea para salvar vidas, proteger a la comunidad o controlar situaciones peligrosas. Por lo tanto, es crucial que puedan llegar a su destino lo más rápido posible.

lll➤ Leer más:  Cuándo caduca la reserva de dominio de un coche

Ahora bien, ¿qué significa omitir las normas de circulación? No, no significa que estos conductores puedan hacer lo que les plazca en la carretera. Lo que sí les permite es adaptar las reglas según las circunstancias. Por ejemplo, si están en una situación de emergencia y necesitan pasar un semáforo en rojo, pueden hacerlo, pero siempre con extrema precaución, asegurándose de que no pongan en peligro a otros conductores o peatones.

Además, estos conductores están sujetos a una serie de normas y regulaciones que deben cumplir. No pueden simplemente salir corriendo a toda velocidad sin motivo alguno. Existen protocolos y procedimientos que deben seguir, y su comportamiento está constantemente monitoreado para garantizar que actúen de manera responsable y segura.

Por supuesto, esto no significa que todos los conductores de vehículos prioritarios sean perfectos. Al igual que cualquier otro ser humano, pueden cometer errores. Sin embargo, es importante recordar que están haciendo un trabajo extremadamente desafiante y que su objetivo principal es protegernos a todos.

Esperamos que este artículo te haya sido de utilidad para comprender mejor el artículo 117 del Reglamento General de Circulación. Si necesitas realizar transferencias de vehículos online o cambios de nombre de titular de un coche, te recomendamos el servicio web de Transferencia24. ¡Haz clic aquí para más información!